20 de noviembre

Economía social

Ferias
Producción

La Municipalidad impulsa múltiples opciones para cuidar los bolsillos de los rosarinos

“En momentos de dificultad, tenemos que estar cerca de aquellos que no la pasan bien y generar alternativas como Precios Justos, Outlet de frutas y verduras, BioMercado y las ferias", dijo Fein.

Desde hace años, la Municipalidad de Rosario lleva adelante diversas políticas públicas de apoyo a la economía social, al emprendedurismo, a empresas recuperadas y a pequeñas y medianas empresas, a través de asesoramiento, capacitación, subsidios y aportes.

Programas como Precios Justos, Outlet de frutas y verduras, el BioMercado o las ferias de Economía Solidaria son algunas de las alternativas que los ciudadanos tienen para adquirir productos a precios accesibles.

“Estamos atravesando un contexto difícil, y queremos estar con quienes más lo necesitan. El municipio viene llevando a cabo un trabajo sostenido en la ciudad, para acompañar a trabajadores, comerciantes, emprendedores y a toda la población para generar una relación diferente entre los que producen y consumen”, señaló la intendenta Mónica Fein.

“En momentos de crisis tenemos que estar cerca y trabajar en beneficio de todos. Gracias al esfuerzo y trabajo de emprendedores, comerciantes y de toda la población, podemos ofrecer programas como Precios Justos, Outlet de frutas y verduras, BioMercado y las ferias de Economía Solidaria”, recalcó.

Precios Justos

El programa Precios Justos, que cuenta con casi 40 productos de origen local que se comercializan en más de 65 almacenes y pequeños mercados de la ciudad, se lanzó a comienzos de octubre junto a la Asociación Civil Centro Unión de Almaceneros y Comerciantes Detallistas y a las empresas locales recuperadas Mil Hojas, La Cabaña, Cotar y Química Aaron.

La campaña apunta a “que los comercios adheridos ofrezcan productos a precio congelado. Es una forma de amortiguar la suba de precios que se vive a diario y que perjudica a todos, pero en especial a quienes menos tienen”, dijo la intendenta.

Los comercios adherentes al programa –que tienen un cartel identificatorio y están ubicados en todos los distritos– fueron 50 en su inicio, en tanto ya se acercan a los 70. Está previsto que a comienzos de noviembre se agregue una nueva tanda de productos relacionados a las fiestas de fin de año.

Entre los insumos que integran el programa de Precios Justos se encuentran productos de la canasta básica de alimentos y limpieza, entre ellos: fideos, arroz, pan lactal, mermelada, leche larga vida, aceite, sal, manteca, masa para tartas, puré de tomate, lentejas, rollos de cocina, papel higiénico, dentífrico, shampoo, jabón de tocador y lavandina.

El secretario de Producción, Empleo e Innovación, Germán Giró, destacó que el programa Precios Justos es “una herramienta surgida a través de acuerdos entre el municipio, el Centro Unión Almaceneros y las empresas mayoristas”, quienes “trabajaron en colaboración haciendo un esfuerzo para sostener los precios para así paliar una situación que se presenta compleja y, al mismo tiempo, fortaleciendo el comercio barrial”.

Asimismo, repasó las políticas de la Secretaría de Producción, Empleo e Innovación para acompañar a los diferentes sectores del entramado productivo de la ciudad. En ese sentido, mencionó “la nueva plataforma de habilitaciones, que busca agilizar y facilitar los trámites a industrias y comercios a través de una ventanilla única”, el Programa de Fortalecimiento a Centros Comerciales a Cielo Abierto, con líneas de crédito especial a tasa subsidiada, instalación de luces led y acompañamiento en eventos; las líneas de crédito a tasa subsidiada como Innovatec y la recientemente lanzada para descuento de valores, entre otras, además de las inserciones laborales y las capacitaciones en materia de empleo.

Verduras y frutas

Por su parte, más de 150 verdulerías forman parte de la campaña «Los alimentos no se tiran», en la que los comercios ofrecen alimentos que están cerca de ser desechados, a un precio inferior al habitual. Con esta acción se apunta a reducir la pérdida de productos y que los comerciantes puedan recuperar al menos parte del valor.

La propuesta tuvo en sus inicios el apoyo de 60 verdulerías, cantidad que casi se triplicó en poco más de 3 meses.

“Esto va a traer distintos beneficios, ya que los comerciantes van a poder recuperar al menos una parte del valor de estas frutas y verduras, los clientes que podrán pagar menos por mercadería apta para el consumo, y la ciudad en su conjunto al generar menos cantidad de residuos”, señaló la subsecretaria de Medio Ambiente, Cecilia Álvarez.

BioMercado

Desde hace casi 3 años, la ciudad cuenta con un espacio reconocido, valorado y visitado no solamente por rosarinos y rosarinas sino por personas llegadas desde distintos puntos del país, aprovechando los fines de semana largos: el BioMercado. El proyecto permite que poco más de 150 emprendedoras y emprendedores de la economía social puedan ofrecer sus productos.

Además, este año se incorporó el BioMercado en tu barrio. Una vez al mes, en un espacio público barrial, cerca de 70 emprendedores sociales se instalan para ofrecer sus productos, se dictan talleres y charlas para mejorar la convivencia y afianzar hábitos de consumo y vida saludable.

"BioMercado en tu barrio promueve el consumo responsable, saludable y de cercanía entre compradores y productores. La iniciativa forma parte de las políticas públicas del municipio para contribuir al desarrollo de una sociedad sustentable mediante el cuidado medioambiental. Además, amplía los canales de comercialización de los emprendedores sociales", resaltó el secretario de Economía Social, Nicolás Gianelloni.

Changuito del Patio

El Mercado del Patio, paseo gastronómico que prioriza los productos naturales, el encuentro entre productores y compradores, la experiencia de compra calma y el disfrute, cuenta además con un “changuito” que cuenta con ofertas exclusivas, distribuidas en forma proporcional entre los locales que integran la propuesta comercial del Mercado.

La propuesta comercial está pensada para consumidores que buscan productos alimenticios frescos, naturales, diversos, diferentes, de calidad y a buen precio. Es también un espacio de referencia para turistas y visitantes que llegan a la ciudad ávidos de conocer su cultura a partir de su producción local y su gastronomía.

Ferias de Economía Social

Creadas a comienzos del milenio, las ferias de Economía Social surgieron como parte de las políticas públicas promovidas desde el municipio para la inclusión sociolaboral, y como espacio de convivencia.

Distribuidas en espacios públicos ubicados en todos los distritos, ofrecen producciones textiles, alimentos saludables, objetos deco realizados con materiales reutilizables, artesanías en cuero y madera, accesorios de moda, verduras, hortalizas, plantas de ambientación y plantines de las huertas agroecológicas.

Cabe remarcar que las ferias de la economía social no son meros espacios de comercialización sino que también lo son de concientización de hábitos de consumo responsable y sustentable, y permiten las compras de cercanía.

En promedio se realizan anualmente 700 ferias sumadas las permanentes y especiales. Hoy la red cuenta con más de 400 familias de emprendedores feriantes.

Además hay tres ferias autogestivas en las que participan alrededor de 60 emprendedores. Funcionan en El Hormiguero - Plaza Sargento Cabral (distrito Oeste); Parque Yrigoyen, Alem y 27 de Febrero (distrito Sur) y La Estación, Wilde y Comenius (distrito Noroeste).